Por Miguel Cabrera
La ciudadana dominicana vive legalmente en España desde 2005
Le deniegan la nacionalidad por su ‘desconocimiento de la realidad española’
Sabía el nombre del Rey y del presidente del Gobierno, pero no el de la Reina
En el ‘examen’ dijo que Cataluña era uno de los países que rodeaban España

La Audiencia Nacional ha denegado la concesión de la nacionalidad española a una ciudadana de la República Dominicana que reside legalmente en España desde 2005 por no haber justificado lo suficiente grado de integración social, algo que, según su sentencia, se desprende de sus respuestas a dos exámenes “de integración” en las que, por ejemplo, situó a Cataluña entre los países que limitaban con España.

Aunque la Sala de lo Contencioso de la Audiencia -que ha desestimado el recurso presentado contra una previa resolución denegatoria del Ministerio de Justicia- reconoce que la mujer “acredita un cierto arraigo laboral y conoce naturalmente la lengua española al formar parte de la comunidad iberoamericana”, en cambio “los dos exámenes de integración que se le realizan demuestran que la interesada desconoce aspectos básicos y elementales de la cultura y de la realidad institucional y geográfica de España, cuyo desconocimiento no puede pasarse por alto, pues denota un deficiente grado de integración en la sociedad española”.

Así, aunque la aspirante -que ha estado empadronada en los municipios de Almería, El Ejido y Barcelona, y que en 2011 tenía acreditados 1.563 días de alta en el sistema de la Seguridad Social- conocía el nombre del Rey y el del presidente del Gobierno, no supo decir, en cambio, cómo se llama la Reina, ni cuáles eran los colores de la bandera española –contestó que era “amarilla, roja y blanca y un escudo”.

Tampoco supo decir qué régimen político tiene España, cuáles eran las provincias de Cataluña, quién escribió El Quijote, ni pudo mencionar a un solo director de cine español. La mujer también se enfrentó a preguntas de dudoso conocimiento entre la mayoría de la propia población española, como cuál era el dibujo de la bandera de Andalucía. Respondió “letras”.

La defensa de la ciudadana de la República Dominicana argumentó en su recurso que su cliente conoce la lengua española, que está plenamente integrada en el estilo de vida y cultura españoles, y que dudaba mucho de que la ignorancia respecto de algunas preguntas que se le formularon en los exámenes de integración en el Registro Civil pueda ser causa suficiente para denegar la nacionalidad.

Informes favorables
Asimismo, puso especial énfasis en los iniciales informes favorables del Ministerio Fiscal y del juez encargado, por lo que terminaba suplicando la concesión de la nacionalidad española, que finalmente la Audiencia Nacional ha denegado.

El caso de esta ciudadana dominicana puede equipararse al de Magou Ndoye, un senegalés que vive desde hace 15 años con su familia en Almería, donde trabaja como vendedor ambulante, y quien asegura que el Ministerio de Justicia le ha denegado la nacionalidad española porque al responder al mismo examen no supo decir el nombre de la mujer del entonces presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.

Tras la denegación de la nacionalidad a finales de enero, por “no haberse demostrado el grado de integración en la sociedad española”, y al considerar que se había cometido con él una injusticia, pues asegura que sólo restaba el trámite del cuestionario, en el que afirma haber respondido correctamente “a la inmensa mayoría de las preguntas”, Magou Ndoye acudió al abogado Marcelo Quílez, quien ha presentado un recurso que la Audiencia Nacional ha admitido a trámite.

En él exponía que su defendido está plenamente integrado en la sociedad y que el examen que tuvo que superar carecía de toda lógica, pues sus preguntas eran arbitrarias, como también podrían parecer algunas a las que tuvo que enfrentarse la mujer dominicana.
Fuente:

Foto: FE

Para comentar: (Deben poner sus nombres completo y reales); SABANETASR.com no es responsables a ningún comentario.