Familias católicas también se quejan por “injerencias” del Embajador de EU

0
41

Por: Almomento.net
Santo Domingo, RD.– Decenas de familias católicas pertenecientes a distintas diócesis del país manifestaron su preocupación por las actuaciones del embajador de Estados Unidos en el país, James Brewster, el cual entienden se ha extralimitado en sus funciones.

En una carta pública a las autoridades gubernamentales, exigen presentar una protesta contra el embajador estadounidense, por considerar que al acudir a actos oficiales con su “marido” atenta contra los principios culturales y las leyes locales.

Manifiestan su rechazo a las visitas del diplomático y su esposo a escuelas y a que se presenten como pareja ante menores de edad.

En este sentido, apoyan en todas sus partes un reciente pedido de la Conferencia del Episcopado Dominicano, que agrupa a los obispos católicos del país, de que el Gobierno de la República Dominicana utilice los mecanismos que las normas diplomáticas prevén para elevar una protesta formal a Estados Unidos por “las extralimitaciones de su embajador” aquí, James W. Brewster. Según los obispos, este diplomático ha mostrado “poco respeto a los usos y costumbres de nuestra sociedad” violando tanto la Constitución de la República como la Convención de Viena Sobre Relaciones Diplomáticas que rige la diplomacia internacional actual y que fue ratificada por Estados Unidos y República Dominicana.

La Carta
A continuación el texto completo de la carta de las familias católicas:
“La Belleza del Matrimonio entre un Hombre y una Mujer”

“Busquen lo que agrada al Señor. No tomen parte en las obras de las tinieblas, donde no hay nada que cosechar; al contrario, denúncienlas” (Efesios 5, 10-11)

Los abajo firmantes, matrimonios responsables de acompañar la labor pastoral de la Iglesia Católica en favor de la familia y de la vida, y los representantes de los movimientos apostólicos en el área de la familia, haciéndonos eco de las palabras del Papa Francisco de romper con la “globalización de la indiferencia”, y visto el comunicado de nuestra Conferencia del Episcopado Dominicano de esta misma fecha, anunciamos públicamente la belleza del matrimonio entre UN HOMBRE y UNA MUJER.

Desde el principio de la creación el sueño de Dios fue UN HOMBRE y UNA MUJER. ¡Hombre y mujer los creó para que sean fecundos! (cfr. Gen 1,27-28).

“Inspirado por el Espíritu Santo, Pablo afirma que el amor entre los cónyuges es imagen del amor entre Cristo y la Iglesia. ¡Una dignidad impensable!” (Papa Francisco).

¡Qué misterio más grande y hermoso nos señala San Pablo! El amor conyugal entre UN HOMBRE y UNA MUJER él lo refiere, lo compara, al amor de Cristo por su Iglesia (cfr. Ef 5,32) Cristo elevó la unión entre UN HOMBRE y UNA MUJER a la dignidad de “sacramento entre bautizados” (cfr. CDC 1055), haciendo de ésta una unión única de “uno” con “una”.

Y no uno con uno ni una con una, por más que lleven juntos sexualmente sus vidas en una opción que no compartimos, aunque respetemos y amemos a esas personas. Pero no estamos ni estaremos de acuerdo con sus diferentes “opciones” sexuales por contravenir la complementariedad de los sexos y ser contrario al original plan creador de Dios.

Como esposos, y asumiendo nuestra responsabilidad de ser partícipes en la obra creadora de Dios, siendo co-creadores, vivimos el fin procreativo de nuestra unión y como fruto de esa unión y del amor estable entre nosotros han venido y vendrán los hijos a los que estamos llamados a defender de quienes pretenden crear confusión en ellos; como ha sido el caso reciente del señor embajador de los Estados Unidos en el país, Señor James Brewster, que se presentó con su pareja del mismo sexo a un centro educativo dominicano. Por eso, con la fuerza que nos da el Espíritu Santo, le decimos: ¡Ya basta, señor embajador de los Estados Unidos! ¡Ya basta de querer interferir con un compromiso y una responsabilidad que sólo nos compete a nosotros los padres: enseñar a nuestros hijos el valor y la belleza del matrimonio como Dios lo creó, entre UN HOMBRE y UNA MUJER; la belleza de la familia formada por papá, mamá y los hijos, como el lugar donde se forman las personas en verdaderos y auténticos valores y en donde se aprende a conocer el amor, el respeto, la aceptación, la unidad, y el perdón! ¡Basta ya, señor embajador, de querer hacer cambiar nuestros principios! Entienda de una vez que nosotros somos un pueblo que ama y defiende la familia como la institución creada por Dios y en donde aprendemos a ser felices.

Sepa usted, y se lo reiteramos, que esto no es un rechazo a su persona. Usted es un ser creado por Dios y sabemos que Él lo ama.

Pero sí rechazamos rotundamente su injerencia para mostrarnos una imagen errónea y tergiversada del matrimonio.

Solicitamos a nuestras autoridades gubernamentales, demandar por las vías diplomáticas el respeto a nuestras costumbres, tradiciones y valores cristianos, y condenar la injerencia abierta a otras funciones distintas para las cuales se acreditó este diplomático en nuestro país.

De nuestra parte seguiremos luchando para que el MATRIMONIO y la FAMILIA sigan siendo un reflejo de la fuerza y de la ternura de Dios en nuestra sociedad de hoy.

¡Un saludo de paz en la Sagrada Familia de Nazaret, de Jesús, María y José!
Johnny y Sandra Martínez Comisión Nacional Familia-Vida
Tomás y Josefina De la Rosa Comisión Nacional Familia-Vida

Hugo y Magdalena Mena Vicaría de Pastoral Familia-Vida Arquidiócesis de Santo Domingo
Andrés y Cenia Trinidad Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis La Altagracia
Hipólito e Ivelisse Cayetano Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis La Altagracia

Juan José y Fabiana Calzado Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis San Juan de la Maguana

Felipe y Yolanda Cárdenas Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis La Vega
Héctor y Sandra Rodríguez Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis Puerto Plata Martín y Paula Vargas Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis San Francisco de Macorís

Nelson y Amarilis Núñez Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis de Mao-Montecristi

Marcos y Jannet Rosado Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis de Baní
Alberto y Gabriela Pérez Comisión Diocesana Pastoral Familia-Vida Diócesis de San Pedro de Macorís

Andrés y Carmen Doris Bonilla Vicaría de Pastoral Familia-Vida Arquidiócesis de Santiago
Franklyn y Sandra Inoa Equipos de Nuestra Señora Erwin y Leyda López Encuentro Católico Para Novios

Raymond y Luz Rosa Movimiento Familiar Cristiano Cesar y Fanny Curiel Matrimonio Feliz Israel y Miguelina Vargas Encuentro Matrimonial Mundial
Radhamés e Isabel Gross Dinámica de Parejas Carlos y Maruchi Elmúdesi Instituto de la Familia
of-am
Fuente:

COMPARTIR

Para comentar: (Deben poner sus nombres completo y reales).