Las causas del retiro de las visas al Presidente de la JCE

0
719
Saúl Pimentel - Director de ALMOMENTO.NET. (Foto: FE).

Por: Saúl Pimentel.

El retiro de las visas al presidente de la Junta Central Electoral de la República Dominicana, Roberto Rosario, es el desenlace de una serie de fricciones públicas entre este funcionario y el embajador de los Estados Unidos, James Brewster.

Primero,  entre uno y otro hubo diferencias por la postura que Rosario mantuvo  a favor de un rígido cumplimiento de la sentencia 168 del Tribunal Constitucional, que estipula cuáles descendientes de padres extranjeros pueden adquirir la nacionalidad dominicana.  En este sentido, el funcionario dominicano entró en contradicción abierta con Brewster y otros representantes del gobierno de los Estados Unidos, quienes eran partidarios de una flexibilidad.

Luego, las  fricciones fueron mayores y más notorias por el tema electoral.  En septiembre del 2015 el Embajador “visitó” a Rosario en su despacho de la JCE y, se dice, que en ese encuentro, a puertas cerradas, hubo palabras fuera de tono sobre el montaje de las elecciones, las licitaciones, el financiamiento de las campañas y otros temas.

Roberto Rosario - Presidente JCE y James Brewster - Embajador USA. (Foto: FE).
Roberto Rosario – Presidente JCE y James Brewster – Embajador USA. (Foto: FE).

Finalmente, en plena campaña, Rosario se opuso firme y públicamente a que Estados Unidos ejerciera labores de observación de las elecciones dominicanas, en una actitud que fue aplaudida por muchos sectores locales pero la cual le supo a “aceite de higuereta” a Brewster.

Las cosas se fueron lejos cuando el 5 de abril de este año el Presidente de la JCE proclamó a viva voz y sin ambages que Estados Unidos no tiene derecho a observar las elecciones de otro país, porque “desde el momento en que lo haga estaría violando la soberanía de esta nación”.

“Ningún Estado tiene derecho a observar las elecciones de otro, si es un Estado soberano”, manifestó para aclarar, a seguidas, que “quien debe certificar una elección es el órgano electoral y los ciudadanos de cada nación”.

“La JCE lo que ha hecho es que ha invitado a los embajadores representantes de los Estados a que sean parte del proceso y estén ahí. Entonces, por la vía diplomática correspondiente, ellos informarán a sus gobernantes el resultado, las deficiencias y debilidades, si las hubo”, precisó.

sp-am

Fuente:

COMPARTIR

DEJA UNA RESPUESTA