Insomnio, cuentos de punto fijo

88
Insomnio, cuentos de punto fijo

POR: WILLIAN YAMIL ESTÉVEZ – Educador Reside en Santiago Rodríguez

Acabo de completar la lectura de «Insomnio, cuentos de punto fijo» (Dragón Editorial, 2018), de Víctor M. Peralta, una obra de sentida vibración narrativa.

Víctor cuenta historias que son dables en nuestro ambiente, su cosmos literario se surte de lo popular y cotidiano. De encuentros aparentemente triviales emergen narraciones interesantes, llenas de intriga y suspenso. 

En «El oeste americano», uno de mis cuentos favoritos del libro, el conflicto es absorbente, propiciado por una discusión entre Ricardo Peñaló y el Dr. Jiménez, dueño este último de un perro al que Ricardo le atribuye defecar en los alrededores de su casa. Es una narración vivaz que logra atrapar al lector en las redes de la trama.

De semejante factura es «Tras un bendito pavo»; los destellos de humor que surgen de la acalorada discusión entre los compadres José Linares y Manuel Lagares nos convidan a quedarnos atentos en espera del resultado final. 

Los desenlaces de los cuentos de Víctor suelen ser un poco oscuros, probablemente sea   su intención que el   lector forme parte del proceso creativo, que reconstruya el relato y lo intérprete a su modo.

Un tanto similar al género dramático, los personajes de «Insomnio…»-, una vez creados se independizan del autor; el narrador aparece a ratos y luego se esfuma dejándole el escenario a los protagonistas del relato. En la solapa trasera del libro se nos informa que Víctor tiene preparado el guion de una película, pero conociendo la naturaleza de su narrativa, es posible que debajo de un colchón también tenga el manuscrito de alguna obra de teatro.

Leer «Insomnio…»  es un encuentro con la cotidianidad cincelada por el lente de Víctor M. Peralta, un cuentista natural que tiene las herramientas necesarias para perdurar en el género literario más difícil, a decir de Juan Bosch y otros escritores: el cuento.

¿Y tú, que opinas?

Please enter your comment!
Please enter your name here