Profesor Juan Alberto Espinal.

Por: Juan Alberto Espinal.
Hoy en día la educación dominicana sufre cambios importantes en su oferta curricular en procura de formar un sujeto competitivo caracterizado por conjunto de habilidades, destrezas, actitudes, valores, y capacidades que le permiten resolver las diferentes situaciones que le presenta la vida en su entorno familiar, social y laboral.

Esta transformación curricular, es notoria con la vinculación de un nuevo enfoque por competencia, que enfatiza en la formación de un sujeto que construye sus conocimientos por competencia. La integración de este enfoque junto al histórico-cultural y el socio crítico procuran que la dinámica del proceso de formación esté diseñado por la articulación de un conjunto de estrategias que permitan dar respuesta a las necesidades de los estudiantes.

La nueva oferta curricular promueve el desarrollo de una formación integral que garantice progresivamente a los ciudadanos(as) el ejercicio autónomo y efectivos de sus propias vidas, de forma activa, productiva, consciente, digna y democrática. Del mismo modo procura que los (as) estudiantes se transformen en sujetos reflexivos, críticos, activos, autónomos y comprometidos con la construcción y desarrollo de una sociedad basada en la solidaridad, la justicia, la equidad y la libertad (Diseño Curricular del Nivel Medio).

Desde mi punto de vista personal pienso que la nueva oferta curricular es un gran desafío para el docente, Asumir este desafío demanda de un cambio de actitud de cara a la adaptación de esta nueva realidad de la educación. Es necesario inscribirse en el marco de este nuevo paradigma donde se procure una formación continua mediante programa de especialidades, maestrías y doctorados en cada una de las áreas que imparten los docentes. Para que esto sea posible las instituciones educativas que ofrecen programa de becas deben priorizar los docentes que realmente necesitan de este tipo de apoyo.
De igual forma, debo resaltar que el norte de un docente no puede limarte solo a la carrera de formación, pues el gesto de amor por la enseñanza requiere continuamente de una mayor preparación académica para así hacer posible la formación del sujeto al que aspira la sociedad.

En conclusión, hay que destacar que la nueva tendencia del currículo de la educación sustentados por los enfoques citados anteriormente, cobra una importancia vital; ya que desde aquí se espera que mediante los nuevos espacios de aprendizajes, los docentes y los demás integrantes de la comunidad educativa tengan una gran oportunidad de continuar mejorando la calidad educativa que es el objetivo común de la educación dominicana.

Para comentar: (Deben poner sus nombres completo y reales); SABANETASR.com no es responsables a ningún comentario.