De nuevo, frente a malhechores que le han vendido la patria a la Barrick Gold-Unigold

0
27

Por: Pascual Ortiz.

Hoy ya no podemos hablar de Patria, de recursos de los dominicanos(as), ni de políticos(as) comprometidos con los intereses de los ciudadanos(as) que se llaman ser dominicanos(as).

Vivimos en un mundo globalizado, donde los intereses de las empresas trasnacionales, pueden ir y venir. Así, ha sido siempre. Coger  lo que quieren, llevarse lo que tiene valor económico y dejar la mugre humana, sin techo,   sin moral, ni comida. Que mueran como rata malvada, pero  “bautizada”.

Solo ellos, sus lacayos locales, tienen pasaporte globalizado, para los pobres más miseria, mas injusticias, mas maltratos, mas mentiras. El muro visible de Berlín  hace año que fue simbólicamente destruido.

Hoy no necesitan  más  muros, tienen las armas , sus fronteras reguardadas y si por si acaso los sin derecho quieren buscar mejor suerte, tienen sus vigilantes locales, que dejan pasar lo que ellos necesitan y dejan morir lo que ya no le sirven, pero que si les sirvieron antes.

En el 1492 llegaron ellos, y se quedaron para siempre y para siempre y desde ese día se han llevado todas las riquezas naturales y humanas de nuestros pueblos. Y desde siempre hemos tenidos en el poder sus representantes, sus verdugos, sus matones, sus chupa sangre.

Ayer eran Santanitas, Trujillistas, Balaguerristas, luego perredistas y hoy moraditos-rosaditos-camaleonelistas. Desde siempre y desde que llegaron no han dejado  que la vida de los que Vivian y quedaron se desarrolle en libertad, ni en armonía con la naturaleza. Somos algo así, como seres humanos.  ¿Verdad?  De no se sabe que raza, que credo, que sueño…

Sin embargo, desde siempre y siempre y para siempre no han podido hacer todo lo que han querido.  Porque desde que llegaron encontraron hombres y mujeres libres que no se dejaron doblegar, por ello hubo que quitarle la vida.  Pero,  esa vida se hizo retoño negro, indio, mulato, jabado… seres vivos que desde siempre y para siempre buscaron ser lo que fueron y lo que quieren ser.

Hoy estamos de nuevo de frente a ellos, sus lacayos locales y los conquistadores modernos. Y hoy de nuevo corre la sangre por nuestros pies derramada hace años, años, años. Y desde siempre derramada. Nuestros cuerpos cansados tienen que levantarse de la tumba de los vivos y preñar de nuevo el día de esperanza, de vida.

NO A BARRICK GOLD-Unigold.

NO A LOS TRAIDORES LOCALES.

VIVA LA PATRIA DE ELLOS,  nuestros héroes, nuestros mártires…

Fuera la Barrick Gold-Unigold, fuera ¡carajo¡

Fuente: (http://reddeaccion.blogspot.com)

Enviar noticia o artículo de opinión a: papaninnunez@hotmail.com

COMPARTIR

Para comentar: (Deben poner sus nombres completo y reales).